Escríbenos a Whatsapp

CEO de YOMELOPASOTETA

Joana Ropero

Hoy, más conocida como “La loca de los dildos”.

Creé este proyecto hace aproximadamente 6 años, sentí que necesitaba mostrar al mundo que hay algo más que añadir a nuestra rutina diaria, que no podemos conformarnos con levantarnos, ir a trabajar y ocuparnos de las tareas diarias con el estrés que esta vida nos impone.

Hay algo que no me cansaré de repetir y es que el mundo necesita más alegrías, más felicidad y la solución está en nuestras manos. Vivimos reprimidos en una sociedad llena de miedos, tabúes e inseguridades, siempre pensando en el qué dirán, soñando despiertos y creo que no hay nada más importante que vivir tu vida a tu manera sin importar el resto, ser feliz y disfrutar libres de tabúes e inseguridades.

CEO

Soy Joana,

Creadora de esta locura de proyecto, un proyecto que monté a través de mi experiencia de vida, mis vivencias, en el cuál se reflejan mis miedos, inseguridades y como fuí trabajando en ellos.

Según la OMS una de cada tres mujeres sufrieron alguna vez abusos sexuales (6,6 millones solo en España) pero también, una de cada tres asegura haber sufrido maltrato por parte de una pareja o expareja en algún momento de su vida -el 14,2 % violencia física y/o sexual y casi un 32 % violencia psicológica-, según la Macroencuesta de Violencia contra la Mujer 2019.

Cerca del 11 % -casi 2,2 millones de mujeres- la estaban sufriendo o la habían sufrido en los doce meses previos a la encuesta

En mi infancia sufrí abusos sexuales, por los cuales, siempre me sentí tremendamente culpable, es decir, crecí con la idea, de que si no hubiese nacido siendo mujer, no me hubiese pasado nada de toda la violencia verbal, física y sexual que sufrí, eso sí, – ¿te duele?– me preguntaban, y aún recuerdo lo que añadían a esa pregunta; “te estoy enseñando a ser mujer”.

Te enseñan a callar, te hacen sentir culpable y por supuesto a odiarte a ti misma, odiar tu cuerpo, tu placer y toda tu persona. Por lo cuál creces rodeada de culpabilidad y silencios por miedo a que te juzguen, ya que claro, toda esa violencia que ejercen sobre tí siendo tan solo una niña, es tu culpa. Creces aprendiendo a callar y sabiendo que ser mujer duele, que eso es lo que hay, que si te gusta bien y si no, también.

Creces con tanta inseguridad, sola y sin nadie que te guíe, religión, sistema patriarcal y un sistema educativo igual de estandarizado y homogeneizador que hace 300 años, donde llaman educación a un camino que nos imponen sin garantizar nuestros derechos y “sacándonos al mercado” en busca de una pareja, por su puesto hombre, centrarnos en gustarle, complacerle, formar una familia, ser madres… y cargarnos a nosotras como la parte educadora de nuestros hijos, pero siempre bajo el criterio del hombre, bajo la lógica masculina… y por supuesto, “aprender a ser una buena mujer que calla, acepta, es buena ama de casa y sabe darle placer” Recuerda, ser mujer duele.

Por su puesto, tuve diferentes relaciones estables con hombres, dado que mi objetivo de vida fué ser una buena mujer, esposa, mamá, ama de casa y puta en la cama, por su puesto, siempre enfocado en complacer-le y nunca en complacer-me. Es decir, mi vida era un círculo vicioso centrado en ser quién esperaban que fuese, no fallar a mi gente y por su puesto, complacer a mi pareja, intentando así que las relaciones durarán mucho tiempo aún yo sentir la necesidad de salir corriendo de allí, tan solo por no fallar a nadie y que no me señalaran por “quedarme soltera” y esa etiqueta, me asustaba.

6 años después de este “auto experimento” flipo con el lenguaje que nos enseñan, alucino con la cantidad de mujeres que hay en la misma situación que me encontraba yo, aguantando, callando y agachando la cabeza con violencia continua, la cuál la tenemos horriblemente normalizada.

Y no cariño, ser mujer no tiene que doler, tener pareja no tiene que ser una jaula, ni debemos tener pareja para ser mejores mujeres, no tenemos que soportar por miedo a vernos solas, no hay que complacer a nadie más que a tí, ni tenemos que callar por miedo a que nos critiquen. Seas del género que seas, hay algo que se llama “derechos” y eso debería ir por encima de todo.

He estado en una relación durante años rodeada de narcisismo por una mala educación, e callado por miedos, no salía corriendo por miedo a verme sola y no hablaba ni pedía ayuda en ninguno de los momentos de mi vida que sentía miedo, por miedo a que me juzgaran, señalaran y no me ayudaran.

He follado y llorado después por sentirme culpable por disfrutar, por sentirme una puta, por recordar la violencia que ejercían de forma repetida sobre mí. Me he masturbado y autolesionado por sentirme una cerda..

WELCOME AL CIRCO EDUCATIVO Y MACHACADOR QUE NOS RODEA EN ESTE MUNDO HIPÓCRITA, MISÓGINO Y MACHISTA…

Me he visto en la calle con mis dos hijos por una mala decisión de una de mis ex parejas, sintiéndome en la obligación POR SER MADRE de darles techo, mientras él salía impune de todo, sin cargas ni obligaciones como padre, yo me ví obligada a okupar una vivienda porqué sino, el sistema patriarcal me los quitaba. Si, he sido okupa y en ese proceso de sentirme abandonada, sola, apaleada y delincuente por buscar techo por mis hijos, me auto obligué a estar sola (soltera) a conocerme, a luchar por mis derechos y los de mis hijos… y a crear mi propia historia, a compartirla y ahí nació #mividamiproyecto de Yomelopasoteta.
Una escuela de divas, donde a través del autoconocimiento y no solo sexual, aprendemos a reconocer quiénes somos, a detectar que nos daña, a saber a decir que no y aprender a pedir lo que necesitamos, porque sí, porque también necesitamos. Podemos ser mujeres empoderadas, fuertes, líderes, capaces de no depender de nadie, pero ante todo, somos personas.

Durante más de 6 años he “estudiado mi cuerpo” y a miles de mujeres con las que me he sentado a tomar café a hablar, compartir, escuchar, sin juzgar… Más de 6 años aprendiendo a no sentirme mal por complacerme, ya sea con una buena hamburguesa como con un buen polvo o copa de vino y masturbación.

Más de 6 años creando un proyecto con una educación a pié de calle, divulgativa, donde hablar de una forma amena lo maravilloso que es conocernos, querernos, masturbarnos, respirar y hablarnos bonito.

Más de 6 años creciendo personalmente a través de la juguetería y cosmética erótica, es decir, a través de mi propio placer, mi propio cuerpo, escuchándome, sintiéndome y complaciendome… y disfrutando el proceso…

Por eso, te invito a que te impregnes en lubricante y te unas a este movimiento, tanto con nuestras sesiones teteras de autoconocimiento y placer, como con el programa de asesoras, juntas vibramos, sentiremos, compartiremos y por su puesto nos superaremos.

Es un gran honor para mí, rodearme de mujeres como tú, grandes, hermosas y capaces.

Bienvenido a mi vida mi proyecto de YOMELOPASOTETA,

Síguenos en redes sociales

No te pierdas todas nuestras novedades.